Rehabilitación de la reputación

Rehabilitación de la reputación | Steven Furtick

Hablemos sobre la rehabilitación de la reputación por medio de la historia de una de las prostitutas más famosas que ha existido.

Pensamos que Dios es perfecto (y lo es) y que nosotros no somos perfectos (y no lo somos) como si fuera una razón para pensar que nosotros no nos podemos relacionar con Dios a menos que mejoremos nuestro nivel de perfección por medio de nuestras acciones.

Ese es el significado de religión: «Intentamos alcanzar a Dios».

La cuestión es que no importa lo que hagamos para alcanzar a Dios, es imposible. Pero hay algo que Dios hizo por nosotros para hacer esto más sencillo.

No somos capaces de entenderlo pero podemos disfrutarlo y es eso lo que vamos a hacer por medio de la historia de Rajab en donde ella misma pasa por una rehabilitación de la reputación.


La prostituta más famosa de la historia


EP.012 Rehabilitación de la Reputación

Te recomiendo escuchar este podcast a la par que lees este artículo porque es la versión comentada de este artículo aunque también puedes descargar el audio por si lo quieres escuchar en otro momento.


Historia de Rajab

1 Luego Josué hijo de Nun envió secretamente, desde Sitín, a dos espías con la siguiente orden: «Vayan a explorar la tierra, especialmente Jericó». Cuando los espías llegaron a Jericó, se hospedaron en la casa de una prostituta llamada Rajab. 2 Pero el rey de Jericó se enteró de que dos espías israelitas habían entrado esa noche en la ciudad para reconocer el país. 3 Así que le envió a Rajab el siguiente mensaje: «Echa fuera a los hombres que han entrado en tu casa, pues vinieron a espiar nuestro país». 4 Pero la mujer, que ya había escondido a los espías, le respondió al rey: «Es cierto que unos hombres vinieron a mi casa, pero no sé quiénes eran ni de dónde venían. 5 Salieron cuando empezó a oscurecer, a la hora de cerrar las puertas de la ciudad, y no sé a dónde se fueron. Vayan tras ellos; tal vez les den alcance». 6 (En realidad, la mujer había llevado a los hombres al techo de la casa y los había escondido entre los manojos de lino que allí secaba). 7 Los hombres del rey fueron tras los espías, por el camino que lleva a los vados del río Jordán. En cuanto salieron, las puertas de Jericó se cerraron. 8 Antes de que los espías se acostaran, Rajab subió al techo 9 y les dijo:—Yo sé que el Señor les ha dado esta tierra, y por eso estamos aterrorizados; todos los habitantes del país están muertos de miedo ante ustedes. 10 Tenemos noticias de cómo el Señor secó las aguas del Mar Rojo para que ustedes pasaran, después de haber salido de Egipto. También hemos oído cómo destruyeron completamente a los reyes amorreos, Sijón y Og, al este del Jordán. 11 Por eso estamos todos tan amedrentados y descorazonados frente a ustedes. Yo sé que el Señor y Dios es Dios de dioses tanto en el cielo como en la tierra.

Josué 2.1-11 NVI

¿Has notado que en el versículo 4 y 5 Rajab salvó a los espías con mentiras?

En otras palabras, Dios usó a esta prostituta mentirosa para poder cumplir su propósito y demostrar su gloria en la tierra. Guarda esa idea para evitar ser un perro. (Pablo llama perros y hacedores de maldad a las personas religiosas)

En los versículos del 9 al 11, Rajab misma les recuerda a los espías quién es su Dios. De igual forma, nosotros necesitamos que nos recuerden la reputación que tiene Dios. No olvides que la reputación de Dios es la base de nuestra fe lo cual significa que no se trata de nuestra propia reputación.

Algunas personas suelen decir «protege tu reputación porque solo tienes una». El problema con esa declaración es que vivimos en un mundo que no conoce la diferencia entre rumor y reputación así que es inútil intentar proteger tu reputación.

En realidad, podemos decir que la reputación es ego.

Por lo tanto, Dios nos dice «debes de preocuparte por proteger tu integridad que de tu reputación me encargo yo».

Usualmente, nosotros pensamos que solo tenemos una reputación pero la verdad es que tenemos tantas reputaciones como relaciones porque cada persona que conocemos genera su propia descripción única de nosotros según su perspectiva.

¿Alguna vez has pensado qué tan grande es la brecha que hay entre tu realidad y tu reputación?

Yo lo he hecho y eso me hace sentir como un hipócrita incluso si intento lograr mis propias expectativas.

La verdad es que todos somos hipócritas debido a dicha brecha pero no es algo necesariamente malo porque simplemente significa que estamos viviendo un proceso interno.

A través de ese proceso es que solemos escuchar muchas opiniones pero son esas opiniones las que silencian la voz de Dios y en muchos casos no nos damos cuenta hasta que llega el siguiente obstáculo en nuestra vida.

Cuando las opiniones de otros no funcionan es cuando buscamos de nuevo la voz de Dios.

Necesitamos ser más cuidadosos con esas opiniones porque no podemos permitir que las opiniones del mundo nos aparten de la voz de Dios.

Técnicamente, Rajab era el enemigo y aun así Dios la usa para que su pueblo recuerde quienes son, es decir, que son los hijos del Dios todopoderoso.

Con esa declaración sobre Dios es que Rajab empieza la rehabilitación de la reputación.

A lo largo de las escrituras encontrarás que los problemas van de la mano con la presencia de Dios y eso es mucho mejor a estar solo. Dios es la ayuda omnipresente en tiempo de dificultad, por eso, si tienes problemas, tienes a Dios.

Si no tienes problemas en tu vida es porque el enemigo te está viendo y te dice «no tengo que destruir tu vida porque tú estás haciendo un buen trabajo por ti mismo».

Rajab es la abuela de Jesús

5 Salmón, padre de Booz, cuya madre fue Rajab; Booz, padre de Obed, cuya madre fue Rut; Obed, padre de Isaí;

Mateo 1.5 NVI

Rajab no fue literalmente la abuela de Jesús porque ella estaba un poco más arriba en el árbol genealógico así que en realidad era la tatara… tatarabuela.

Esta es otra cosa que debes recordar para evitar ser un perro porque la mayoría de personas religiosas no aceptarían que Jesús viniera del linaje de la prostituta Rajab.

Aquí es donde descubres que Rajab (antes conocida como prostituta) es quien hace parte de la genealogía de Jesús. La razón está descrita en una sola palabra: Fe.

Es por eso que Pablo escribió:

29 Por la fe el pueblo cruzó el Mar Rojo como por tierra seca; pero, cuando los egipcios intentaron cruzarlo, se ahogaron. 30 Por la fe cayeron las murallas de Jericó, después de haber marchado el pueblo siete días a su alrededor. 31 Por la fe la prostituta Rajab no murió junto con los desobedientes, pues había recibido en paz a los espías. 32 ¿Qué más voy a decir? Me faltaría tiempo para hablar de Gedeón, Barac, Sansón, Jefté, David, Samuel y los profetas,

Hebreos 11.29-32 NVI

Pablo tuvo tiempo para hablar de Rajab pero no tuvo tiempo para hablar de David, uno de los más grandes reyes de Israel. En realidad, David también era parte de la descendencia de Rajab. (nota la importancia de Rajab en la historia)

Y esa no es la única referencia que hay en el nuevo testamento.

Rajab en el salón de la fe

25 De igual manera, ¿no fue declarada justa por las obras aun la prostituta Rajab, cuando hospedó a los espías y les ayudó a huir por otro camino?

Santiago 2.25 NVI

¿Has notado que en las dos últimas referencias siguen etiquetando a Rajab como una prostituta?

Esto es algo que nunca debes de olvidar: Dios no cambió a Rajab antes de usarla para bendecir a la nación de Israel. No necesitas ser perfecto para que Dios pueda obrar a través de ti.

No creas que ella fue una prostituta que después se volvió profeta porque cuando sucedió todo esto ella seguía siendo una prostituta.

IMPORTANTE: Esto no exonera el mal comportamiento pero si nos permite entender que el amor de Dios no es un premio para cambiar sino que es el recurso que nos ayuda a cambiar.

Cuando llegue la condenación para recordarte todas las razones por las cuales Dios no puede usarte entonces recuerda que Rajab no tenía nada que ofrecer sino solo fe y es por eso que Dios dice «incluso Rajab fue considerada justa».

Aclaro que ese pasaje habla sobre las obras de la fe porque la fe sin obras está muerta.


Confío que con este mensaje puedas entender que tú eres suficiente y que no necesitas ser perfecto para [empezar a tener una relación con Dios].

Esa revelación por si mismo te cambia la vida.

Voy a estar compartiendo más contenido como este. Recibe las notificaciones al suscribirte en el [boletín de noticias] y también por medio de mi cuenta en [Instagram] en donde estoy publicando mensajes cortos.

Quiero agradecer a Ulysses por patrocinar este contenido y te recomiendo descargar su aplicación de escritura que está disponible para iPhone/iPad haciendo [click aquí] y para tu iMac haciendo [click aquí].

Finalmente, no olvides cuidar tu salud y de suscribirte.

Nos vemos en una próxima publicación.

Tschüss!


Fuente original de Rehabilitación de la Reputación

  • Reputation Rehab | Steven Furtick | Elevation Church | [Link]
Lenus :